Vídeo

THE SONG OF THE DAY: BU2B – Rush

Que Rush es una leyenda viva en el género del rock progresivo es algo innegable. El inseparable trío de virtuosos lleva ya la friolera de 46 añazos (se dice pronto) tocando juntos en el que ha sido un viaje musical en el que siempre han sabido dar el tipo con creces, pero también con algunas irregularidades notables, todo hay que decirlo. Por eso, cuando en 2012 salió a la luz su último trabajo, Clockwork Angels, la base de fans fue escéptica en un principio, pero las críticas de la prensa y la del propio público acabaron rindiéndose ante la calidad del disco.

Hoy me he levantado muy rushero, y le he dado un buen repaso al album (no lo escuché en las mejores condiciones en su día) y, sin ser en mi opinión un imprescindible, sí que resulta acojonante la pasión, ganas y potencia que los canadienses manifiestan en este disco. Hay canciones, como la del día de hoy, con unos riffs y unos ritmos que son un auténtico pinchazo de adrenalina, que te obligan a seguir el tema a golpe de headbang. Y decir eso de señores de 60 años, que llevan en el mismo grupo 2/3 de su vida, como poco es digno de alabanza, porque reinventarse nunca es fácil, pero menos aún cuando eres un intocable de la música (y por méritos propios) y ya tienes tu estilo más que asentado. Y en ese sentido, Clockwork Angels es accesible, dinámico y estimulante para cualquiera.

BU2B cautiva desde la primera nota, con esa atmósfera de Western que la acústica de Alex Lifeson nos regala. La voz de Geddy Lee presagia versos del estribillo de la canción (no sé vosotros, pero yo quiero cantar así con 60 años…) hasta que la explosiva batería de Neil Peart instaura un ritmo agresivo y enérgico y aquí se acaban las tonterías, porque lo que nos espera de ahora en adelante es un flipe. El galope del bajo y la hipnótica guitarra nos conducen a un atractivo estribillo de los que se graban a fuego y no te quitas de la cabeza en días y la canción se va desenvolviendo de forma muy natural en los 5 minutos y poco que dura el corte.

Y a partir de aquí, ¿qué? Pues a lo que nos tiene acostumbrados Rush: virtuosismo por los cuatro costados, métricas alocadas y una letra bastante interesante. La canción cumple a las mil maravillas con su propósito de ser el tema más comercial del disco, pero por pedir que no quede: un solo de guitarra en el clímax de la canción la habría hecho aún más disfrutable.

¡Dicho esto, no me alargo más y espero que os guste!

PD: Por si os lo estáis preguntando, las siglas BU2B significan “Brought Up To Believe” 😉

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s